singer179_ATTA KENAREAFP via Getty Images_iranprotestsoleimani Atta Kenare/AFP via Getty Images

¿Hubo justificación para asesinar a Soleimani?

MELBOURNE – El 3 de enero de este año, Estados Unidos asesinó a Qasem Soleimani, un comandante militar iraní de muy alto rango, esto ocurrió cuando él salía del aeropuerto internacional de Bagdad en un automóvil junto con Abu Mahdi al-Muhandis, líder iraquí de Kataeb Hezbolá, una milicia respaldada por Irán. Todos los ocupantes del automóvil murieron.

Al día siguiente, en una rueda de prensa especial, un alto funcionario no identificado del Departamento de Estado de Estados Unidos dijo que durante 20 años Soleimani había sido “el principal arquitecto” de los ataques terroristas perpetrados por Irán y que “solamente en Irak, él había matado a 608 estadounidenses”. Agregó que las Naciones Unidas habían designado a Soleimani y Muhandis como terroristas, y que “ambos eran unos tipos verdaderamente malos”.

En el año 2003, la inteligencia estadounidense se equivocó completamente sobre la supuesta posesión de armas de destrucción masiva por parte de Irak. Dichos errores condujeron a la invasión de Irak, que a su vez abrió el paso para que Irán y Soleimani se involucren en Estados Unidos. Sin embargo, supongamos que en esta ocasión los hechos son tal como los describe el gobierno de Estados Unidos. En dicho escenario, ¿fue el doble asesinato éticamente defendible?

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/cORN9Rqes