11

Donde Europa aún vive

LVIV – El resultado del referendo por el Brexit en el Reino Unido causó conmoción en todos los pueblos de Europa. Pero ver la reacción en Lviv (Ucrania occidental), un polo de entusiasmo por la Unión Europea, fue particularmente estremecedor.

Mientras en el RU un grupo de oportunistas y populistas irresponsables se dedica a demoler las instituciones de su propio país y las de Europa, los reformistas ucranianos están tratando de crear algo nuevo. Mientras los partidarios del Brexit en el RU promovieron su causa apelando a una amenaza migratoria inventada, los activistas ucranianos que trabajan por darle a la sociedad civil un marco capaz de resistir las presiones internas de los oligarcas y la influencia externa de Rusia se enfrentan a amenazas muy reales.

Tal vez pocas ciudades guarden en su historia un recordatorio tan claro de la capacidad autodestructiva de Europa como Lviv. Alrededor de sus pintorescas plazas, cada adoquín y cada fachada ornamental fueron mudos testigos del derramamiento de sangre que acompañó el ascenso y la caída de los imperios. Pero Lviv es también un lugar donde hallar esperanzas para la promesa europea.

Lviv es una ciudad profundamente antirrusa y proeuropea; pero todos los veranos, durante cinco días, es sede del Alpha Jazz Festival, patrocinado por un banco ruso. Mientras la guerra entre Rusia y Ucrania todavía no terminó, las calles de Lviv se llenan de funcionarios, ciudadanos locales, miembros de la diáspora ucraniana e incluso algunos rusos que van allí a disfrutar del mejor jazz del mundo.