Las mujeres migrantes no deben quedarse atrás

GINEBRA – Una de las tendencias más importantes de la migración en tiempos recientes ha sido el aumento en el número de mujeres que viajan por rutas migratorias peligrosas que en el pasado sólo eran utilizadas por hombres.

En la actualidad, cada vez más mujeres huyen de las dificultades, la violencia, la guerra y la pobreza y corren los mismos riesgos que los hombres en busca de una vida mejor para sí y sus hijos.  Esta es la migración de la desesperación.

Aunque muchas mujeres viajan con su familia, la OIM está notando un aumento en el número de mujeres que emigran por su propia cuenta hacia un futuro desconocido, impredecible o muchas veces peligroso.  Mujeres y niños migrantes perecen todo el tiempo en el mar, y también al atravesar desiertos y transitar por otras rutas peligrosas. ¿Qué ha cambiado?

To continue reading, please log in or enter your email address.

To read this article from our archive, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you agree to our Terms of Service and Privacy Policy, which describes the personal data we collect and how we use it.

Log in

http://prosyn.org/0LJKGYc/es;

Handpicked to read next

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.