0

Todo sigue igual para Gaza

CIUDAD DE GAZA – El presidente palestino Mahmoud Abbas acaba de presentar personalmente ante el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, el pedido de que Palestina sea reconocida como miembro pleno del organismo. Queda por ver si Hamas, que controla la Franja de Gaza desde junio de 2007, apoyará finalmente esta iniciativa de la Autoridad Palestina de Abbas, con base en Cisjordania y con la que los enfrenta una amarga rivalidad.

La razón por la que Abbas y sus colegas se decidieron a presentar su reclamo ante las Naciones Unidas fue que hace ya más de un año no hay avances en las negociaciones con Israel. Además, la idea de que las negociaciones no llevarán a nada se refuerza por el hecho de que la construcción de asentamientos israelíes en Cisjordania no se detiene; y el pedido de reconocimiento sería un modo de llevar a la práctica las numerosas resoluciones de la ONU favorables a una solución con dos Estados.

Hay además un amplio consenso con la idea de que la primavera árabe ha servido a los líderes palestinos de aliciente para buscar un cambio de las reglas de juego. Los árabes de toda la región, aunque tienen sus propios asuntos internos de los que preocuparse, también impulsan un apoyo más activo a la causa palestina por parte de una nueva generación de líderes.

La caída del régimen de Hosni Mubarak en Egipto, la posterior salida del embajador israelí en El Cairo, el levantamiento político en Siria y la expulsión del embajador israelí de Ankara provocan en el liderazgo israelí mucha incertidumbre. Los fracasos de la diplomacia del primer ministro israelí Benjamín Netanyahu han dejado a Israel más aislado que nunca, tanto en la región como en el mundo. Abbas, cuyo pedido cuenta con el respaldo unánime de los países árabes y de la mayoría de los países islámicos, está seguro de que los árabes apoyarán a los palestinos sin importar las consecuencias.