subacchi40_Antonio MasielloGetty Images_italy politics Antonio Masiello/Getty Images

¿La agitación de Italia empujará de nuevo a Europa al borde del precipicio?

LONDRES – La renuncia del ex presidente del Banco Central Europeo Mario Draghi como primer ministro de Italia ha puesto de manifiesto una vez más la política disfuncional y la posición de deuda precaria del país. ¿Pero qué implicancia tienen los problemas de Italia y el alejamiento de Draghi para la eurozona?

La carga de deuda pública de Italia, que representa el 150% del PIB, está entre las más grandes del mundo, y es la segunda más alta entre los países del G20, después de Japón (262% del PIB) y por delante de Estados Unidos (125% del PIB). La carga de deuda de Italia, en consecuencia, ha subido el 50% desde 1990, cuando representaba alrededor del 100% del PIB.

Existe una vinculación clara entre la inestabilidad política y la acumulación de deuda en Italia. Entre 1992 y 1995, cuando colapsó el sistema partidario luego de la Segunda Guerra Mundial, la deuda pública trepó al 119% del PIB. El problema no es sólo un endeudamiento excesivo, sino también un crecimiento económico crónicamente anémico, en el que el PIB anual real aumentó menos del 1% en promedio desde 1990.

To continue reading, register now.

As a registered user, you can enjoy more PS content every month – for free.

Register

or

Subscribe now for unlimited access to everything PS has to offer.

https://prosyn.org/9CLMLLxes