thiaw1_KAMBOU SIAAFP via Getty Images_biofuelfarmfieldworkers Kambou Sia/AFP via Getty Images

Asestándole un golpe al cambio climático

BONN – Frente al cambio climático, ofrecer suministros confiables de energía renovable a todos los que la necesitan se ha vuelto uno de los mayores desafíos para el desarrollo de nuestro tiempo. Cumplir con el compromiso de la comunidad internacional de mantener el calentamiento global por debajo de 1,5-2°C, en relación a los niveles preindustriales, exigirá un uso expandido de bioenergía, almacenamiento y captura de carbono, estrategias de mitigación basadas en la tierra como la reforestación y otras medidas.

El problema es que estas soluciones potenciales tienden a discutirse únicamente en los márgenes de los círculos políticos internacionales, si es que se las discute. Sin embargo, los expertos estiman que el presupuesto de carbono global –la cantidad de dióxido de carbono adicional que todavía podemos emitir sin desatar un cambio climático potencialmente catastrófico- se agotará en apenas diez años. Esto significa que existe una necesidad urgente de incrementar la bioenergía y las opciones de mitigación basadas en la tierra. Ya tenemos la ciencia para hacerlo, y cuanto más nos demoremos, mayor será la posibilidad de que estos métodos dejen de ser viables.

La energía renovable es la mejor opción para evitar los efectos más destructivos del cambio climático. Durante seis de los últimos siete años, el crecimiento global de la capacidad de energía renovable ha superado el de las energías no renovables. Pero mientras que la energía solar y eólica están abriendo nuevos caminos, todavía no satisfacen la demanda global.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/P52uPsoes;