Detener la incipiente carrera de armamentos latinoamericana

En las últimas semanas, muchos observadores de la situación militar latinoamericana han advertido lo que podría ser el comienzo de una nueva carrera de armamentos en esa región. El presidente del Brasil Luis Inácio “Lula” da Silva fue fotografiado subiendo a bordo del Tikuna, el primer submarino no nuclear y de construcción nacional de su país. Aprovechó la oportunidad para subrayar su apoyo al ejército brasileño.

Asimismo, el Presidente de Venezuela Hugo Chávez ha manifestado públicamente su intención de comprar reactores de combate Mig rusos y aviones brasileños de vigilancia que vuelan a baja altura y aumentar sus gastos militares. Tal vez lo haga por los recientes problemas con Colombia. Incluso Chile, después de sopesar durante mucho tiempo sus opciones, sigue reflexionando sobre si adquirir una docena de reactores de combate de fabricación estadounidense u optar por otros de fabricación sueco-brasileña.

¿Está en marcha una nueva carrera de armamentos en América Latina? En caso afirmativo, ¿existe alguna forma concebible como podría contribuir a abordar los problemas sociales y económicos de ese hemisferio?

To continue reading, please log in or enter your email address.

To read this article from our archive, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you are agreeing to our Terms and Conditions.

Log in

http://prosyn.org/wblM9zk/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.