2

Política en las olimpiadas

PARÍS – ¿Existe una relación entre el poder económico y las medallas olímpicas? ¿Acaso está surgiendo una forma de multipolaridad en los deportes a medida que se consolida la multipolaridad política?

En 1992, inmediatamente después del fin de la Guerra Fría, los Estados Unidos y el “equipo unificado” de la ex Unión Soviética ganaron una cuarta parte de las medallas en Barcelona. La bipolaridad global aún no había desaparecido. Para los juegos de Beijing en 2008, el mundo había cambiado significativamente. El duopolio soviético-estadounidense había cedido el paso a uno sino-estadounidense, que logró un 20% de las medallas.

Los juegos de Londres confirmaron esta tendencia. El duopolio sino-estadounidense ha tenido una proporción considerable en el conteo de medallas (22% del total, pero no exorbitante. Europa sigue siendo fuerte, mientras que Asia y el Caribe han tenido avances significativos.

De hecho, hay cuatro factores que forman a una potencia olímpica: el tamaño de la población, la tradición deportiva, la política deportiva y el nivel de desarrollo. Por separado, ninguno de estos factores puede explicar el récord olímpico de un país. Sin embargo, colectivamente, su poder de explicación es relativamente grande.