parrado1_Andressa AnholeteGetty Images_latinamericacoronavirusairport Andressa Anholete/Getty Images

La repentina parálisis triple latinoamericana

WASHINGTON DC – Pocas cosas son tan aterradoras para las economías emergentes como la repentina parálisis que tiene lugar cuando los inversores externos pierden la confianza y huyen con su capital, provocando, por lo general, devaluaciones y recesiones. América Latina y el Caribe enfrentan ahora una repentina parálisis sin precedentes en tres frentes, con grandes trastornos para la movilidad humana, el comercio y los flujos de capital. Para superar este desafío serán necesarias disciplina, creatividad y astucia en el diseño de las políticas.

La primera parálisis repentina está relacionada con el estancamiento de la economía derivado de los confinamientos impuestos para proteger la salud pública. Un análisis de la movilidad desarrollado por el Banco Interamericano de Desarrollo para 20 países de América Latina y el Caribe (ALC) muestra que, entre la segunda semana de marzo y la tercera de junio, la cantidad de personas que se desplazaron más de un kilómetro al día cayó en niveles que van del 22 % en Brasil al 48 % en Chile: mucha gente fue incapaz de ganar dinero o de gastarlo.

Las restricciones a los viajes también afectaron a los negocios internacionales y al turismo. Según la Asociación Latinoamericana y del Caribe de Transporte Aéreo, las aerolíneas que funcionan en la región solo transportaron 1,08 millones de pasajeros en abril, frente a 35,3 millones el año pasado. El turismo —que representa 1 de cada 10 puestos de trabajo y un promedio del 18 % del PBI en los países más pequeños de ALC— también atraviesa una aguda crisis. Aún no queda claro cuando este sector podrá recuperar su papel fundamental en la región.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

or

Register for FREE to access two premium articles per month.

Register

https://prosyn.org/2qowz46es