EU flags at the European Commission TPCOM/Flickr

Europa y su mal dirigida manía por la inversión

BRUSELAS – En la actualidad el mantra en Bruselas, y a lo largo de Europa, señala que la inversión es la clave para la recuperación económica. El eje central de la nueva estrategia económica de la Comisión Europea se encuentra en su plan que fue recientemente presentando, mismo que tiene el objetivo de aumentar la inversión en €315 mil millones ($390 mil millones) durante los próximos tres años. Sin embargo, la propuesta de la Comisión está mal dirigida, tanto en lo referido a su énfasis en la inversión, como en la estructura de financiación que propone.

El plan de la Comisión – una iniciativa que caracteriza al presidente Jean-Claude Juncker en el inicio de su mandato – no trae consigo ninguna sorpresa. Considerando que la eurozona se encuentra, aparentemente,  atascada en una interminable recesión, se ha arraigado profundamente en el discurso público la idea de que para una recuperación sostenible es de crucial importancia que las inversiones potencien el crecimiento. El supuesto subyacente es que siempre es mejor tener una mayor inversión, ya que aumenta el stock de capital y consecuentemente ello aumenta la producción.

En este momento, en Europa este no es necesariamente el caso. Las autoridades de la Unión Europea (y muchas otras autoridades) argumentan que Europa – y en particular la eurozona – sufre de una “brecha de inversión”. Supuestamente la evidencia irrefutable es el déficit anual de €400 mil millones relacionado al año 2007.

To continue reading, please log in or enter your email address.

Registration is quick and easy and requires only your email address. If you already have an account with us, please log in. Or subscribe now for unlimited access.

required

Log in

http://prosyn.org/bA5O3Fw/es;