El desafío universitario de Europa

Los sistemas universitarios de los EEUU y Europa Continental no podrían ser más diferentes. ¿Cuál funciona mejor? La respuesta es clara: Estados Unidos, sin lugar a dudas.

Las universidades europeas generalmente están basadas en tres principios poco afortunados:

  • los contribuyentes, en lugar de los estudiantes, pagan la educación universitaria;
  • las designaciones académicas están regidas por los contratos del sector público y los procedimientos universitarios a menudo están centralizados y casi siempre son inflexibles;
  • los salarios entre los profesores tienden a igualarse, así como la calidad de la enseñanza entre las universidades.

Este sistema es supuestamente más igualitario que el sistema estadounidense de educación superior, que muchos europeos menosprecian como elitista. En realidad, el sistema europeo por lo general produce menos investigación, peores estudiantes (especialmente a nivel de doctorados) y probablemente es menos igualitario que el de EEUU.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

http://prosyn.org/Oxohe8b/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.