El siguiente mercado único de Europa

La actual Comisión Europea ha dejado en claro su compromiso de reducir la burocracia al adoptar un enfoque de reglamentación que mantenga al mínimo posible el número de leyes que proponemos. Estamos hablando en serio.

Pero nuestro compromiso de reducir la cantidad de leyes se debe combinar con otro equivalente para hacer que las que ya tenemos cuenten realmente. Esta es una responsabilidad compartida y los Estados miembros tienen que hacer lo que les corresponde. Hasta que las leyes adoptadas en Bruselas se promulgan como leyes nacionales y se hacen cumplir adecuadamente son perros que ladran pero no muerden.

La mayoría de las leyes que se adoptan en Bruselas tienen un período de gracia –generalmente de unos dos años- para que los Estados miembros actúen. Los mismos Estados miembros establecen esta fecha límite, por lo que debería de ser tiempo más que suficiente. Después de eso no debería haber pretextos.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To access our archive, please log in or register now and read two articles from our archive every month for free. For unlimited access to our archive, as well as to the unrivaled analysis of PS On Point, subscribe now.

required

By proceeding, you agree to our Terms of Service and Privacy Policy, which describes the personal data we collect and how we use it.

Log in

http://prosyn.org/wZ15Aev/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.