0

Conectividad para todos

NUEVA YORK – No sucede todos los días que uno pueda unir a dos potencias globales para promover un avance planetario, pero eso es lo que sucede con Connect to Learn (www.connecttolearn.org), una nueva iniciativa mundial para asegurar que todos los niños del planeta puedan completar al menos una educación secundaria. Ericsson, el gigante de las telecomunicaciones, y la cantante pop Madonna están aunando esfuerzos para que los chicos vayan a la escuela y estén conectados en todo el mundo a través de banda ancha inalámbrica. Mis colegas y yo en el Earth Institute y la Alianza Promesa del Milenio estamos sumándonos al esfuerzo. Lo que está en juego no podía ser más loable -ni las perspectivas más emocionantes.

La revolución de la tecnología de la información y las comunicaciones (ICT, por su sigla en inglés) seguramente es la fuerza única más poderosa para el desarrollo económico en el mundo hoy. No sólo en Nueva York, Shanghai o París uno encuentra un teléfono celular en manos de todo transeúnte. Hoy en día, se encuentran celulares en los taxis de Nairobi y entre los criadores de camellos en el norte de Kenia. Actualmente existen 4.600 millones de suscriptores a teléfonos celulares, y la cantidad se está disparando. Se calcula que sólo 250 millones de suscriptores viven en el África subsahariana.

La propagación de la tecnología 3G (y pronto 4G) ofrece la perspectiva de un avance tecnológico en la educación. De pronto, hasta las escuelas remotas pueden conectarse a Internet y a otras escuelas a través de un panel solar, computadoras de bajo costo y acceso inalámbrico. Una escuela que carecía hasta de elementos rudimentarios de repente puede tener acceso a la misma tienda global de información que cualquier otro lugar en el mundo.

Cuando esto sucede, los resultados son alentadores. Pocos minutos después de conectarse en línea en una comunidad pastoral en el nordeste de Kenia, los chicos ya leían sobre su propia comunidad como parte del Proyecto Pueblos del Milenio en todo el territorio africano. Las comunidades que tenían escasa asistencia escolar fueron testigos de un ingreso de niños ya que las intervenciones de bajo costo, empezando por la conectividad a Internet, las comidas en el colegio y un suministro de agua potable, deriva en un aumento de la calidad, el desempeño y el poder de atracción de las escuelas entre padres y alumnos.