0

¿Mejor comunista que muerto?

¿El alza inexorable de los costos médicos en todo el mundo algún día planteará un desafío importante para el capitalismo contemporáneo? Mi teoría es que, en un futuro no tan distante, el respaldo moral, social y político al capitalismo será puesto a prueba a medida que los supuestos sistemas de salud igualitarios enfrenten costos cada vez más elevados.

Los crecientes ingresos, el envejecimiento de la población y las nuevas tecnologías para prolongar y mejorar la vida hicieron que los costos de salud subieran el 3,5% más rápido que el ingreso general desde hace muchas décadas a esta parte en Estados Unidos. Algunos economistas prominentes proyectan que los gastos en salud, que ya representan el 16% de la economía estadounidense, aumentarán al 30% del PBI para el año 2030, y tal vez se acerquen al 50% más avanzado el siglo. Otros países ricos y de ingresos medios, si bien normalmente gastan sólo la mitad que Estados Unidos hoy, no se quedarán muy atrás.

Los países en Europa y otras partes han resguardado a sus ciudadanos de parte de este aumento montándose sobre los avances tecnológicos de Estados Unidos. Sin embargo, terminan enfrentando las mismas presiones de los costos en alza.

¿El inicio del siglo XXI no marcó, acaso, la muerte de todas las otras ideologías, con la presión del capitalismo salvaje de China sobre formas más moderadas en Europa y otras partes? El problema es que las actitudes hacia la atención sanitaria son fundamentalmente diferentes.