European Union flag European Union flag/Pixabay

The Year Ahead 2016

La solidaridad europea en un mundo en crisis

BRUSELAS – Fin de año siempre es tiempo de hacer cuentas. Mirando hacia atrás el 2015 que termina, vemos un año en el que la solidaridad europea (a riesgo de sonar demasiado dramático) superó lo que tal vez haya sido uno de sus mayores desafíos desde el fin de la Segunda Guerra Mundial.

La solidaridad europea estuvo gran parte del año a prueba por la crisis griega, cuyos efectos económicos y sociales aún se sienten en la eurozona y en toda la Unión Europea. Desde el inicio de 2015, las negociaciones sobre Grecia casi agotan nuestra paciencia. Se perdió mucho tiempo y mucha confianza. Se quemaron puentes. Se dijeron cosas difíciles de desdecir. Vimos a las democracias de Europa manipuladas unas contra otras.

Europa toda se asomó al abismo. Y hasta que no llegamos al borde, no retrocedimos. Al final, los miembros de la UE fueron fieles a Grecia; se hicieron compromisos, se los implementó, se los respetó; se inició un programa nuevo. La solidaridad europea prevaleció, la confianza comenzó a recuperarse. Ahora todo depende de la concreción de las reformas; la Comisión Europea sigue tomando partido por Grecia, con un nuevo Servicio de Apoyo a las Reformas Estructurales, y con la provisión de asistencia técnica en cada paso de lo que todavía será un largo viaje.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To read this article from our archive, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles from our archive every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you agree to our Terms of Service and Privacy Policy, which describes the personal data we collect and how we use it.

Log in

http://prosyn.org/wVrhpFU/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.