0

El 11 de septiembre de Turquía

Hasta ahora, al-Qaeda ha tenido éxito en encender el temido "choque de las civilizaciones". Cuando sus terroristas atacaron a los Estados Unidos en 2001, parecían haber confirmado los peores temores del mundo occidental acerca del Islam.

Ahora los terroristas atacan Turquía. ¿Por qué habrían los islamistas de matar musulmanes durante el mes sagrado del Ramadán? ¿Como castigo, porque Turquía tomó partido por la invasión de Iraq encabezada por los EU? Pero Turquía no permitió el acuartelamiento de tropas extranjeras en su territorio, ni envió soldados a la guerra.

¿Tal vez el motivo de los ataques de al-Qaeda en contra de Turquía sea evitar que una nación musulmana avance en su integración a la Unión Europea? No fue sorpresivo que, después de los ataques, los líderes occidentales reafirmaran la urgencia de incluir a Turquía en la familia europea.

Pero estas interrogantes pierden de vista una verdad fundamental acerca de Turquía. Muchos de los comentarios sobre la sociedad turca hablan de la posición única de este país como "puente" entre el Islam y el secularismo, y entre oriente y occidente. El problema de ser el puente, sin embargo, es que ninguno de los extremos (ni el "occidente" ni el "mundo musulmán") consideran completamente a Turquía como uno de los suyos.