west bank Lucas Schifres/Getty Images

Trump... ¿pacificador?

MADRID – Hace medio siglo, Israel ganó la Guerra de los Seis Días contra sus vecinos árabes, ocupó territorios en la Franja de Gaza y Cisjordania, y estableció su dominio sobre millones de palestinos. En las décadas que siguieron, los palestinos trataron de librarse de la opresiva ocupación israelí por casi todos los medios (incluidos la resistencia civil, el conflicto armado y la diplomacia internacional), sin ningún éxito. Ahora tratarán algo nuevo: negociar con el presidente estadounidense Donald Trump.

Todos los presidentes de Estados Unidos desde 1967 trataron de resolver el conflicto entre Israel y Palestina. Bill Clinton fue quien ofreció los parámetros más completos y juiciosos para un acuerdo de paz que haya concebido algún estadista extranjero. Aun así, Trump afirma sin el menor empacho que él logrará un acuerdo, algo que en su opinión “no es tan difícil como la gente piensa”.

No hace falta decir que el optimismo de Trump no es contagioso. Los israelíes y los palestinos tienen cada vez menos esperanzas de que pueda haber una solución aceptable para los dos lados. Pero hasta ahora, el espectro de un estado binacional atrapado en una guerra civil permanente evitó que los actores pertinentes tiraran la toalla. Ahora parece que de pronto los palestinos y la izquierda israelí se entusiasmaron con Trump, aunque tal vez eso sea más señal de desesperación que de posibilidades auténticas de avance.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

http://prosyn.org/r29GXmt/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.