Skip to main content

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated Cookie policy, Privacy policy and Terms & Conditions

singer175_Alex WongGetty Images_gretathunbergusangry Alex Wong/Getty Images

El gran momento de Greta Thunberg

PRINCETON – “¡Esto está mal!”. Con estas palabras comienza un discurso de cuatro minutos, el más poderoso que oí en mi vida. Las dijo Greta Thunberg, la adolescente sueca activista por el clima, en la Cumbre de las Naciones Unidas sobre la Acción Climática del mes pasado. Fueron la continuación de una semana de huelgas y marchas por el clima en las que se calcula que participaron unos seis millones de personas.

Los manifestantes eran predominantemente los jóvenes que tendrán que enfrentar una parte mayor de los costos del cambio climático que los líderes mundiales a los que Thunberg les hablaba. De modo que su tono de indignación fue adecuado, así como el leitmotiv de su discurso: “¿Cómo se atreven?”. Acusó a la dirigencia internacional de robarse los sueños de los jóvenes con palabras huecas. ¿Cómo se atreven a decir que están haciendo suficiente? ¿Cómo se atreven a fingir que es posible mantener la trayectoria actual y usar soluciones tecnológicas que todavía no existen para resolver el problema?

Thunberg justificó su indignación señalando que la evidencia científica del cambio climático se conoce hace 30 años. Pero mientras el tiempo para una transición a una economía sin emisión neta de gases de efecto invernadero se agotaba, la dirigencia internacional miraba para otro lado. Ahora (como señaló Thunberg) hasta el esfuerzo heroico de reducir las emisiones a la mitad en los próximos diez años apenas nos da un 50% de probabilidades de mantener el calentamiento global por debajo de 1,5 °C.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/luEd5gTes;