Skip to main content

37a85a0446f86f380e2d5b28_pa1971c.jpg

Vergüenza de Suecia

VIENA – El mes pasado, se lanzaron petardos a la única sinagoga existente en la ciudad sueca de Malmö y se rompieron los cristales de tres ventanas. El día anterior, se había dejado en el edificio una amenaza de bomba, en la que se avisaba de lo que iba a ocurrir. Dos semanas antes, se lanzó otro ataque contra la misma sinagoga.

Los judíos locales llevan meses atestiguando una atmósfera cada vez más hostil y muchos de ellos han dicho que tienen miedo a salir a la calle con señal alguna que los identifique como judíos. En fecha anterior de este año, Daniel Schwammenthal explicó en The Wall Street Journal por qué en los términos más crudos: “Una muchedumbre mayoritariamente musulmana, que gritaba ‘Sieg Heil’ y ‘Hitler, Hitler’, arrojó botellas y piedras contra un pequeño grupo de judíos que se manifestaban pacíficamente en pro de Israel en la plaza central de esta ciudad. Los fieles camino de la sinagoga y los niños judíos en las escuelas son abordados constantemente y calificados de ‘sucios judíos’ “.

La policía de Malmö dice que, de los 115 delitos xenófobos registrados en la ciudad en 2009, 52 tuvieron por víctimas a judíos o instituciones judías. Ha vuelto el antisemitismo y lo que está ocurriendo en Malmö es simplemente una manifestación extrema de lo que está sucediendo en toda Suecia.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/oenhAxo/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated Cookie policy, Privacy policy and Terms & Conditions