Skip to main content

singer171_AnthonyAu-YeungGettyImages_folaurugbyplayerhandovermouth Anthony Au-Yueng/Getty Images

El “gol en contra” de Rugby Australia

MELBOURNE – En rugby no existe el gol en contra, pero Rugby Australia (el organismo rector de este deporte en Australia) hizo todo lo posible por anotar uno, al terminar el contrato de Israel Folau. Con ello, se perdió los servicios de un fullback estrella que jugó 73 partidos para Australia.

La razón que adujo Rugby Australia para poner fin a la carrera de Folau es que publicó en su cuenta de Instagram la foto de un impreso que decía: “borrachos, homosexuales, adúlteros, mentirosos, fornicarios, ladrones, ateos e idólatras, el infierno os espera”. A lo que Folau agregó algunas palabras propias: “Quienes viven en el Pecado acabarán en el Infierno a menos que se arrepientan. Jesucristo los ama y les da tiempo para abandonar sus pecados y acudir a él”.

En una declaración emitida después de la desvinculación de Folau, la directora ejecutiva de Rugby Australia, Raelene Castle, dijo: “me he comunicado directamente con los jugadores para dejar en claro que Rugby Australia apoya totalmente su derecho a tener creencias propias, y que nada de lo sucedido supone un cambio al respecto. Pero cuando hablamos de inclusividad en nuestro juego, también hablamos de respetar las diferencias. Cuando decimos que el rugby es un juego para todos, lo decimos en serio”.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/GT9t5tS/es;
  1. sinn88_Sean GallupGetty Images_mario draghi ecb Sean Gallup/Getty Images

    The ECB’s Beggar-thy-Trump Strategy

    Hans-Werner Sinn

    The European Central Bank's decision to cut interest rates still further and launch another round of quantitative easing raises serious concerns about its internal decision-making process. The ECB is pursuing an exchange-rate policy in all but name, thus putting Europe on a collision course with the Trump administration.

    1

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated Cookie policy, Privacy policy and Terms & Conditions