1

El re-equilibrio pacífico de Estados Unidos

WASHINGTON, DC – El ejército de Estados Unidos ha entrado en un período de cambio histórico después de más de una década de guerra tras los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001. Concluimos la guerra en Irak; estamos implementando una transición y un retiro efectivos en Afganistán, y debilitamos seriamente el liderazgo de Al Qaeda en la lucha contra el terrorismo.

Como resultado de estos esfuerzos y de la realidad de las limitaciones presupuestarias, Estados Unidos ha desarrollado una nueva estrategia de defensa para el siglo XXI, que hace hincapié en la agilidad, la tecnología y la proyección de fuerza. Hemos comenzado a concentrarnos en los desafíos y las oportunidades del futuro, y resulta evidente que muchos de ellos residen en Asia.

Después de todo, el centro global de gravedad está virando sostenidamente hacia la región de Asia-Pacífico, atando más estrechamente aún la prosperidad y la seguridad futuras de Estados Unidos a esta región de rápido crecimiento. Al mismo tiempo, un creciente gasto militar, desafíos a la seguridad marítima, amenazas no tradicionales que van desde la piratería hasta el terrorismo y la destrucción generada por los desastres naturales hacen que el contexto de seguridad de la región sea más complejo. Por estas razones, el Departamento de Defensa de Estados Unidos está implementando un "re-equilibrio" del interés y la postura estratégicos de Estados Unidos frente a la región de Asia-Pacífico.

La mayor parte del re-equilibrio de Estados Unidos se produce en sectores no militares como el comercio y el desarrollo. Esto es parte de un esfuerzo amplio comandado por el presidente Barack Obama destinado a profundizar nuestro compromiso diplomático, de desarrollo, económico, de seguridad y cultural en toda la región. Para el Departamento de Defensa, el re-equilibrio tiene que ver con asegurar que Estados Unidos y todos los países de la región sigan sacando rédito de una región de Asia-Pacífico segura y próspera -como ha sucedido durante casi 70 años.