nierenberg1_FrédéricSoltanCorbisviaGettyImages_peruviangirlinwheatfield Frédéric Soltan/Corbis via Getty Images

El hambre es más poderosa que el muro

NUEVA ORLEANS – La palabra “migración” evoca imágenes de guerras, desastres naturales y graves dificultades económicas. Todas son razones importantes por las cuales las personas buscan refugio lejos de su hogar. Sin embargo, el impulsor más poderoso de la migración puede que sea los alimentos, o mejor dicho, la falta de ellos.

Desde el año 2017, unos 821 millones de personas en todo el mundo – aproximadamente una de cada nueve – han confrontado una carencia crónica de alimentos. Si bien se han logrado algunos avances para reducir el hambre extrema, el número total de personas con hambre crónica continúa en aumento.

El vínculo con la migración está claro. Cuando las personas en África, Medio Oriente y América Latina no pueden alimentarse, ni alimentar a sus familias, a menudo dejan sus lugares de origen. Según un estudio del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas (PMA), cada aumento de un punto porcentual en la inseguridad alimentaria incrementa los flujos de salida de refugiados en un 1,9%.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

or

Register for FREE to access two premium articles per month.

Register

https://prosyn.org/ZSsDy5ces