japan tokyo stock exchange KAZUHIRO NOGI/AFP/Getty Images

El exitoso modelo económico de Japón

TOKIO – Casi todos dicen que el modelo económico de Japón ha implosionado. Desde 1991, el crecimiento promedio ha sido apenas un 0,9%, contra el 4,5% de las dos décadas previas. La lentitud del crecimiento, combinada con grandes déficits fiscales y una inflación cercana a cero, llevó la deuda pública del 50% al 236% del PIB.

La “Abenomics” (el conglomerado de reformas iniciado por el primer ministro Shinzo Abe cuando llegó al poder hace seis años) prometía subir la inflación al 2%. Pero cinco años de tipos de interés nulos y una flexibilización cuantitativa a gran escala no lo consiguieron. Una tasa de fertilidad de 1,4 y la casi total ausencia de inmigración implican la posibilidad de que la fuerza laboral de Japón se reduzca un 28% en los próximos 50 años, lo que hará insostenible la provisión de atención médica a los ancianos y aumentará enormemente el déficit fiscal, que ya anda por el 4% del PIB.

Es esencial que Japón aumente los impuestos y recorte el gasto público para reducir el déficit y evitar una crisis. Y se necesita una reforma estructural que eleve la anémica tasa de crecimiento.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

or

Register for FREE to access two premium articles per month.

Register

https://prosyn.org/lhR4knzes