The Dome of the Rock mosque at the al-Aqsa mosque Ahmad Gharabli/Getty Images

El nuevo eje de Medio Oriente

BERLÍN – Vivimos en un tiempo de transición geopolítica. Mucho se habla, y con razón, del intento de China de reemplazar a Estados Unidos como primera potencia mundial (o al menos compartir el liderazgo global). Pero además, hay una transformación de las dinámicas generales que hasta ahora definían a Medio Oriente, y es probable que aquí también haya una pérdida de influencia estadounidense.

Hace poco más de un siglo, el acuerdo Sykes-Picot dividió a Medio Oriente entre Francia y Gran Bretaña, y trazó fronteras nacionales que todavía siguen vigentes. Pero ahora el orden regional está cambiando.

Desde la fundación de Israel, la geopolítica de la región giró en gran medida en torno del conflicto árabe‑israelí, que llevó a una serie de guerras (la primera de ellas en 1948) que fueron ganadas sin excepción por Israel. Pero la posibilidad de que israelíes y palestinos llegaran a un acuerdo razonable que trajera paz a Medio Oriente siguió siendo un tema central de la política internacional.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To continue reading, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you are agreeing to our Terms and Conditions.

Log in

http://prosyn.org/w7EDvoQ/es;

Handpicked to read next

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.