El dilema del rescate

PRINCETON –  Cualquier persona que no comparta la ideología del denominado “Estado Islámico” en Irak y Siria probablemente esté de acuerdo con que no es correcto que los adherentes del grupo decapiten a algunas de las personas que fueron mantenidas como rehenes. Sin embargo, son aún mucho más controversiales las decisiones secretas de los gobiernos europeos relativas al pago de rescates a tales grupos por la liberación de sus ciudadanos.

A pesar de que los rehenes del Estado Islámico son originarios de varios países, hasta el momento se ha decapitado sólo a aquellos que son ciudadanos de Estados Unidos y el Reino Unido. El único rehén europeo que se informó que fue ejecutado directamente por el Estado Islámico parece haber sido un ruso, Sergey Gorbunov, pero se sabe poco sobre él. Ningún amigo o pariente se ha presentado, y no se hizo público un video de su muerte. Las autoridades rusas expresaron públicamente sus dudas sobre que dicha persona fuese ciudadano ruso.

Por otra parte, el Estado Islámico ha liberado a 15 rehenes, incluyendo entre ellos a ciudadanos de Italia, Francia, Suiza, Dinamarca y España.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To read this article from our archive, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles from our archive every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you agree to our Terms of Service and Privacy Policy, which describes the personal data we collect and how we use it.

Log in

http://prosyn.org/Adzlw1r/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.