Getty Images Manjunath Kiran/AFP/Getty Images

La guerra de la India contra la ciencia

NUEVA DELHI – El nuevo ministro de educación de la India, Satyapal Singh, declaró hace poco que la teoría de la evolución por selección natural de Darwin “no es científica”, porque “nadie, incluidos nuestros ancestros, ha dicho o escrito que vio a un mono convertirse en un ser humano”. Esta declaración sorprendente es sólo la última andanada del ataque que ha emprendido el gobierno actual contra la ciencia.

Según la constitución de la India, desarrollar “el temperamento científico, el humanismo y el espíritu de curiosidad y reforma” es deber de todos los ciudadanos (e implícitamente, responsabilidad del Estado). El primer gobernante de la India, Jawaharlal Nehru, sostuvo que a diferencia de la religión (que tiende a producir “intolerancia, credulidad y superstición, emocionalismo e irracionalismo” y un “temperamento de persona dependiente y esclava”) el temperamento científico es “el temperamento de un hombre libre”.

Pero para el Partido Popular Indio (Bharatiya Janata Party) que hoy gobierna la India, esas ideas han pasado de moda. Sus líderes y simpatizantes quieren enseñar a los escolares que la teoría evolutiva es una hipótesis más acerca del origen de la vida, en plano de igualdad con las tesis religiosas. Lo que buscan es desterrarla de los programas escolares.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/0c9xaEees