3

Emancipar a los roma de Europa

BUDAPEST – En toda Europa, millones de personas padecen el desempleo y la perspectiva de un largo período de estancamiento económico, pero ningún grupo se ha visto afectado tan duramente como los roma.

En Europa viven más de diez millones de roma, la mayoría concentrados en los Balcanes y en los más recientes Estados miembros de la Unión Europea, en particular Rumania, Bulgaria, Eslovaquia y Hungría. Lo que resulta en verdad escandaloso es que sus condiciones de vida se hayan deteriorado en realidad desde que muchos de ellos pasaron a ser ciudadanos de la UE. Al mismo tiempo, la actitud de la población mayoritaria ha pasado a ser más hostil en casi todas las partes de Europa.

Erdogan

Whither Turkey?

Sinan Ülgen engages the views of Carl Bildt, Dani Rodrik, Marietje Schaake, and others on the future of one of the world’s most strategically important countries in the aftermath of July’s failed coup.

Esas dos tendencias se refuerzan: la marginación engendra desprecio y viceversa. La única escapatoria de esa trampa es la inversión en educación, que produciría dividendos sociales enormes. Piénsese, por ejemplo, en que los roma representan más del 20 por ciento de las personas que se incorporan por primera vez a la fuerza laboral de los países antes citados.

Lo bueno es que sabemos cómo preparar a los niños roma para que sean miembros productivos de la sociedad. Mis fundaciones llevan 25 años educando activamente a los niños roma. A lo largo de ese período, hemos instruido a una pequeña cohorte de jóvenes roma que conservan su identidad y, sin embargo, pueden superar los estereotipos hostiles que mantienen aquellos con quienes se relacionan.

En 2005, creamos, junto con el Banco Mundial, el Fondo de Educación de los Roma (FER). El FER está dispuesto a ayudar a las autoridades educativas nacionales de toda la UE a mejorar sus medidas educativas para los niños roma. De hecho, sus programas benefician actualmente a más de 100.000 estudiantes todos los años, incluidos más de 1.600 estudiantes universitarios que reciben becas.

Pero esas cifras son absolutamente insuficientes en comparación con la magnitud del problema. La mitad de los roma están en edad escolar y la población está aumentando más rápidamente que la capacidad del FER. El presupuesto anual del Fondo asciende a sólo 12 millones de euros (16,3 millones de dólares), de los que mis fundaciones sufragan casi la mitad, y nos cuesta lograr fondos suplementarios. Es algo inaceptable. Los gobiernos deberían multiplicar los programas aplicados por el FER, con la ayuda de la UE, y ponerlos a disposición de todos los niños roma de Europa.

La Comisión Europea ha desempeñado un papel muy útil mediante sus fondos estructurales, que sufragan hasta el 80 por ciento de los costos suplementarios que entraña la integración de los roma. Lamentablemente, resulta difícil movilizar el 20 por ciento restante por culpa del generalizado sentimiento antirroma existente en toda Europa.

Para acabar con los estereotipos negativos, se debe educar a los niños roma para que celebren su ascendencia roma y se enorgullezcan de ella. Eso es lo que ha hecho el FER. En esas condiciones, los roma instruidos no cuadran con los estereotipos y, por tanto, pueden mezclarse fácilmente con la población mayoritaria, pero la hostilidad de la mayoría no ha desaparecido. Si se adoptara en general el planteamiento del FER, contribuiría en gran medida a acabar con los estereotipos.

Pero la educación no basta. También deben poder los roma encontrar empleo. Una solución duradera requiere que Europa cree una clase trabajadora roma. A ese respecto también corresponde un papel al sector privado. Los expertos de la Comisión Europea y de mis fundaciones están formulando un proyecto de demostración para poner a disposición de jóvenes roma matriculados en cursos de formación profesional períodos de prácticas en el sector privado.

Rumania tiene ya un programa similar para la población mayoritaria y el ministro de Educación, Remus Pricopie, ha prometido hacerlo extensivo a los roma. Insto a otros gobiernos a que adopten medidas similares.

Seamos sinceros: en Europa existe un problema con los roma y está agravándose, pero tanto una cosa como la otra reflejan una combinación tóxica de hostilidad profundamente arraigada y desatención persistente.

Support Project Syndicate’s mission

Project Syndicate needs your help to provide readers everywhere equal access to the ideas and debates shaping their lives.

Learn more

En realidad, los roma instruidos de Europa están demostrando diariamente que el problema tiene fácil solución, pero para ello se necesitará más de una generación y Europa no puede permitirse el lujo de esperar a la recuperación económica. Al contrario, en vista del aumento de su población roma, la prosperidad a largo plazo de Europa depende de que se corrijan las tendencias actuales... y se comience inmediatamente a hacerlo.

Traducido del inglés por Carlos Manzano.