Working woman in Bangladesh NurPhoto/Getty Images

El enorme valor del trabajo de las mujeres

MUMBÁI – Reducir la brecha de géneros puede traer enormes beneficios económicos. Según el McKinsey Global Institute (MGI), si cada gobierno ayudara a sus ciudadanos a alcanzar el nivel de igualdad de género del país de su región que más avanzó en ese tema, el incremento total del PIB en un año podría llegar a 12 billones de dólares en 2025.

La igualdad de género también es un imperativo moral, reconocido como parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas, adoptados por 193 países en 2015. Además del beneficio económico adicional, invertir en las mujeres y las niñas puede transformar para mejor millones de vidas.

Así que la pregunta es cómo hacer realidad estos inmensos beneficios. Lograr la igualdad de género económica no es posible sin mejorar también la igualdad de género social. Ambas deben encararse juntas. Pues bien: una parte importante de la respuesta está en mejorar el acceso a servicios esenciales como la educación y la planificación familiar.

To continue reading, please log in or enter your email address.

Registration is quick and easy and requires only your email address. If you already have an account with us, please log in. Or subscribe now for unlimited access.

required

Log in

http://prosyn.org/HDXRJdo/es;