por Melvyn Krauss

Votar No a la Constitución de la UE no significaría un No francés a Europa, como algunos creen, sino que sería meramente un voto de desconfianza en la presidencia de Chirac. Cualquier cosa que disminuya a Chirac, que ha debilitado a la UE impulsando un modelo de estado corporativista y proteccionista para Europa y ha dicho a los miembros más pequeños que "cierren la boca" cuando no estaban de acuerdo con él, debe considerarse como buenas noticias para Europa y la integración europea.

De modo que quienes desean una UE más fuerte e integrada deberían hacer campaña por un No francés, sabiendo muy bien que algunos de los que votan No estarán haciendo lo correcto por motivos equivocados.

Incluso antes del referendo de mayo, ha habido signos de que la capacidad de Francia para moldear la Unión Europea según sus intereses se ha ido desvaneciendo.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To continue reading, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you are agreeing to our Terms and Conditions.

Log in

http://prosyn.org/D3YdTpa/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.