La resurrección de Francia

Nicolas Sarkozy ganó las elecciones presidenciales en mayo porque atrajo una parte sustancial de los partidarios de la extrema derecha hacia sus banderas conservadoras. De hecho, el apoyo al Frente Nacional ha caído de cerca del 15% al 10%, lo que ha debilitado enormemente a este partido y ha fortalecido a la derecha francesa tradicional.

Sarkozy tuvo éxito en su estrategia de abrazar los temas de la identidad nacional y la inmigración. Como resultado, muchos vieron su compaña como demasiado inclinada hacia la derecha. En Francia y en toda Europa, la gente esperaba un gobierno extremadamente conservador, similar a la administración del Presidente estadounidense George W. Bush.

Fue un error. El que Sarkozy abordara el tema de que la identidad nacional se encuentra amenazada, algo que vinculó a la inmigración, no es suficiente para convertirlo en un neoconservador al estilo estadounidense, y ha decidido demostrarlo en el campo de la política exterior.

To continue reading, please log in or enter your email address.

Registration is quick and easy and requires only your email address. If you already have an account with us, please log in. Or subscribe now for unlimited access.

required

Log in

http://prosyn.org/Wuao63x/es;