JOHANNES EISELE/AFP/Getty Images.

Prepararse para la próxima recesión en Europa

PARÍS – Si usted no entiende lo que está pasando con la economía de la eurozona, no es el único. Un día nos dicen que el crecimiento está definitivamente fuera de moda; al otro, que la recuperación ya está en marcha; y al tercero, que el Banco Central Europeo está analizando enviar un cheque a cada ciudadano para estimular la producción y recrear inflación. Pocas veces el panorama económico ha sido tan confuso.

Comencemos con las previsiones de crecimiento a mediano plazo. Desde el estallido de la crisis financiera global en 2008, el crecimiento de la productividad ha ido a paso de tortuga. Extrañamente, el mágico poder de cómputo de los teléfonos inteligentes no parece compensar la desaceleración de los aumentos de eficiencia en la industria fabril y los servicios estándar. Por casi una década, el crecimiento anual de la productividad en las economías avanzadas fue cercano al 1%, contra el 2% de antes.

Puede ser una caída temporal o una ilusión estadística. Pero a falta de pruebas de que vaya a terminar, las autoridades decidieron revisar sus pronósticos a la baja. Después de 2010, la Oficina de Presupuesto del Congreso de los Estados Unidos rebajó de 25% a 16% su previsión del crecimiento de la productividad en la década que termina en 2020; lo mismo hizo la Oficina de Responsabilidad Presupuestaria del Reino Unido, que redujo su pronóstico de 22% a 14%. Todos se están preparando para tiempos malos.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To continue reading, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you are agreeing to our Terms and Conditions.

Log in

http://prosyn.org/qefNnV5/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.