0

Los demagogos de marca en Europa

El conservadurismo está creciendo en Europa. Esta corriente sin duda desempeñará un papel en las próximas elecciones en Alemania y Suecia. Pero, ¿qué clase de conservadurismo es el que avanza? Ahora que los representantes de los partidos conservadores de Europa se reúnen en Oxford para discutir sus ideas, el célebre historiador Felipe Fernández-Armesto analiza la fuerza que ensombrece a la derecha europea .

El mundo necesita una Europa comprometida con el internacionalismo, generosa con sus ex colonias y dispuesta a absorber la parte que le corresponde de inmigrantes y refugiados. Sin embargo, en la Europa de hoy, una plataforma electoral exitosa incluye dejar fuera a los inmigrantes (sobre todos si son pobres o negros), abandonar el multiculturalismo en favor de la "integración cultural", limitar el acceso a la seguridad social, detener o revertir el avance de la unificación europea y sacar a la policía a las calles.

Todo lo anterior se parece al clásico revanchismo de la derecha. Sin embargo, a su interior o en paralelo, hay un nuevo populismo, inclasificable en términos tradicionales.

En Francia, Italia, Holanda, Dinamarca, Austria los programas derechistas han reconfigurado las elecciones nacionales y a veces han contribuído a la llegada de nuevos partidos al poder. La tendencia también se extiende a Alemania y Bélgica, a través de legislaturas regionales o de influencia sobre los partidos principales. Incluso en España y el Reino Unido, donde existen pocos extremistas de derecha que tengan éxitos electorales, los gobiernos buscan adelantárseles recurriendo a sus políticas y su retórica.