61

El establishment intolerante de Europa

ATENAS – El 25 de marzo, los líderes de Europa se reunieron en el lugar de nacimiento del "proyecto europeo" para celebrar el 60 aniversario del Tratado de Roma. ¿Pero qué era exactamente lo que había que celebrar?

¿Estaban festejando la desintegración de Europa, que ahora llaman una Europa de "múltiples velocidades" o de "geometría variable"? ¿O estaban allí para aplaudir su estrategia habitual ante cada crisis -una estrategia que ha avivado las llamadas del nacionalismo xenófobo en toda la Unión Europea?

Hasta los europeístas acérrimos admitieron que el encuentro de Roma se pareció más a un velorio que a una fiesta. Unos días después, la primera ministra británica, Theresa May, mandó su carta a la UE iniciando formalmente la salida, lenta pero irreversible, del Reino Unido.

El establishment liberal en Londres y en todo el continente está horrorizado ante la manera en que el populismo está desintegrando a Europa. Al igual que los Borbones, no han aprendido nada y no han olvidado nada. Ni una sola vez hicieron una pausa para una autorreflexión crítica y ahora fingen sorpresa ante la brecha de legitimidad y la pasión anti-establishment que amenaza el status quo y, consecuentemente, su autoridad.