Skip to main content

nye191_guironghaoGettyImages_cyberspacenuclearbomb Guirong Hao/Getty Images

La disuasión en el ciberespacio

PARÍS – Hace unos meses, funcionarios estadounidenses reconocieron que ciberoperaciones ofensivas de los Estados Unidos habían detenido intentos rusos de interferir en la elección legislativa de 2018. Esta clase de operaciones suele mantenerse en reserva, pero esta vez se habló de una nueva doctrina ofensiva de “combate permanente” (persistent engagement) con adversarios potenciales. ¿Funcionará?

Los partidarios del “combate permanente” lo defendieron con el argumento de que la disuasión no funciona en el ciberespacio. Pero eso es plantear una falsa antinomia: bien usada, una nueva doctrina ofensiva puede reforzar la disuasión más que reemplazarla.

Por “disuasión” (deterrence) se entiende evitar una acción del oponente convenciéndolo de que su costo superará el beneficio esperado. La disuasión aplicada al ciberespacio suele ser difícil de entender, porque seguimos atrapados en una imagen de disuasión que se formó en la Guerra Fría: la amenaza de represalias masivas a un ataque nuclear, por medios nucleares. Pero la analogía con la disuasión nuclear es inexacta, porque cuando hay armas nucleares de por medio, el objetivo es la prevención total. En el ciberespacio, en cambio, la disuasión se parece más a la prevención del delito, que los gobiernos sólo consiguen hacer en forma imperfecta.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

https://prosyn.org/d9LpaMj/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated Cookie policy, Privacy policy and Terms & Conditions