brexit protestors european union Simon Dawson/Getty Images

Democratizar el Brexit

ATENAS – Mientras se acortan los plazos para la inminente retirada del Reino Unido de la Unión Europea y se renegocian los límites, el pueblo británico debe necesariamente recuperar el control democrático de un proceso que ha sido opaco y absurdamente irracional. La pregunta es cómo.

La democracia nunca puede aspirar a ser sino una obra en construcción. Decisiones que se toman en forma colectiva deben reevaluarse constantemente en forma colectiva a la luz de nuevos datos. Pero en las circunstancias actuales del RU, nada sería más tóxico para la democracia que llamar a un segundo referendo para revisar el Brexit.

Ambos lados, los partidarios de irse y los de quedarse, se sienten traicionados. Se suponía que el Brexit devolvería la soberanía al Parlamento, pero este no tiene incidencia real en un proceso que marcará el futuro de Gran Bretaña por muchas décadas. Los escoceses y el pueblo de Irlanda del Norte son rehenes de un enfrentamiento puramente inglés que puede perjudicarlos seriamente. Los jóvenes sienten que los viejos les secuestraron el futuro, y los viejos sienten que su saber acumulado y sus legítimas inquietudes son ignorados por negociadores que hacen malos acuerdos a puertas cerradas al servicio de intereses creados. En síntesis, enfrentada a su prueba más difícil, la democracia británica está fracasando.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

Get unlimited access to PS premium content, including in-depth commentaries, book reviews, exclusive interviews, On Point, the Big Picture, the PS Archive, and our annual year-ahead magazine.

http://prosyn.org/wRD8VN8/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.