0

Las muertes de los pobres y las responsabilidades de los ricos

En " Late Victorian Holocausts , un libro que causó conmoción el año pasado, Mike Davis describe la actitud del Imperio Británico ante las hambrunas en la India y otros lugares. Cuando no había monzones, millones de indios se enfrentaban a una muerte inminente. Se podrían haber transportado alimentos por ferrocarril dentro de la India británica para salvar a mucha gente hambrienta, pero los británicos creían en una política de no intervenir y dejar hacer. La muerte por hambre era parte de la naturaleza.

En realidad, las actitudes británicas eran aún más escandalosas. Los funcionarios británicos creían que estaban siendo valerosos al no permitir que las "emociones" los afectaran. Se congratulaban de su ecuanimidad.

¿Increíble hoy en día? No, porque los EU están haciendo algo similar. Estados Unidos se ha quedado sin hacer nada mientras millones de africanos mueren de SIDA.

Hace poco, los Secretarios del Tesoro y de Salud de los EU visitaron Africa y vieron directamente a la gente que se está muriendo. Esa gente se está muriendo no porque una muerte temprana sea inevitable, sino porque no pueden costear las medicinas para mantenerse vivos. Si cada estadounidense diera 10 dólares al año para esta causa, más de un millón de africanos podrían salvarse del SIDA, y sobraría dinero para combatir la enfermedad.