Las consecuencias de la guerra de Irak

Las principales consecuencias de la guerra de Irak no se verán en el campo de batalla. Vendrán después, y dependerán de si George Bush y Tony Blair pueden justificar su embestida sobre una población en su mayoría indefensa. Lanzaron esta guerra por ciertas razones manifiestas, las cuales han sido debatidas acaloradamente en todo el mundo. Si resultan justificadas, se puede concebir que la guerra permitirá lograr un mundo más seguro. Si sus argumentos siguen sin ser probados o son rechazados, la guerra generará inestabilidad. En ese caso, un paso de gran importancia para sanar al mundo sería el que salieran rápidamente de sus cargos.

La guerra no fue ni pudo ser justificada ante el planeta en base al hecho de que Saddam es un tirano. Si es que existe, la justificación radica en el peligro que su régimen representaba. Bush y Blair pusieron cuatro argumentos sobre la mesa:

$ Irak posee armas de destrucción masiva;

To continue reading, please log in or enter your email address.

To read this article from our archive, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles from our archive every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you agree to our Terms of Service and Privacy Policy, which describes the personal data we collect and how we use it.

Log in

http://prosyn.org/WOq4XwR/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.