woods34_Lucas UebelGetty Images_brazilcoronavirussign Lucas Uebel/Getty Images

Aprender a vivir con la COVID‑19

OXFORD/PORTO ALEGRE – Una de las paradojas de la COVID‑19 ha sido el modo en que algunos países ricos con abundantes recursos (en particular Estados Unidos y el Reino Unido) no lograron contener el virus, mientras que algunos países y regiones pobres con menos recursos (entre ellos Vietnam, Grecia y el estado indio de Kerala) lo controlaron en muy poco tiempo. Y ahora que hay que hacer planes para después de las cuarentenas, ha surgido otro contraste igualmente marcado entre los países.

En Estados Unidos y el RU, esquemas de contención ambiguos sin planes de salida claros han dejado a los gobiernos atrapados en el dilema entre mantener cuarentenas insostenibles o abrir la economía demasiado rápido. Las autoridades del estado brasileño de Rio Grande do Sul, en cambio, han apelado a una cuidadosa planificación para aprender a vivir con el virus.

El estado comenzó a prepararse el 2 de marzo, cuando el gobernador Eduardo Leite encargó a la secretaría de planificación, presupuesto y gestión crear un comité de datos para elaborar e implementar un plan que permitiera mantener andando la economía del estado y al mismo tiempo combatir la propagación del virus. En muchas otras partes de Brasil el virus sigue fuera de control, y el país ya tiene la segunda cifra más alta de casos de COVID‑19 en todo el mundo y la sexta de muertes. Sin embargo, su quinto estado más poblado ha dado una respuesta que muchos países ricos deberían imitar. Se destacan en ella cinco componentes.

We hope you're enjoying Project Syndicate.

To continue reading, subscribe now.

Subscribe

or

Register for FREE to access two premium articles per month.

Register

https://prosyn.org/hfqLp9Nes