26

¿Qué podría salir mal en Estados Unidos?

CAMBRIDGE – Aunque la economía de Estados Unidos está en buenas condiciones (en lo esencial, hay pleno empleo y la inflación de acerca al 2%), existe una montaña de incertidumbres que hacen que merezca la pena considerar lo que podría ir mal el año próximo. Después de todo, los problemas que puedan afectar a la economía estadounidense tendrían consecuencias adversas para Europa, Japón y varios otros países.

Por supuesto, los problemas económicos podrían originarse por acontecimientos políticos internacionales. Rusia ha actuado de manera temeraria en Europa Central y del Este. Con respecto a China, su afán por hacer realidad sus reclamaciones territoriales en los Mares del Este y Sur de China, así como sus políticas en el Este Asiático en términos más generales, están alimentando la incertidumbre en la región. Los acontecimientos en Italia podrían precipitar una crisis en la eurozona.

Pero al interior de los EE.UU. el mayor riesgo es una baja abrupta del valor de los activos, lo que sometería a presión a los hogares y las empresas, produciendo un colapso de la demanda agregada. No estoy prediciendo que esto vaya a ocurrir, pero las condiciones se están volviendo más peligrosas a medida que los precios de los activos suben a niveles cada vez más alejados de la norma histórica.

Hoy los precios de las acciones, medidos según la relación de precio a ganancias de los 500 principales valores de S&P, se encuentran cerca de un 60% por encima de su promedio histórico. El precio de los bonos del Tesoro a 30 años es tan alto que implica un rendimiento de cerca de un 2,3%; considerando las actuales expectativas inflacionarias, el rendimiento debería ser cerca del doble de alto.  Los precios de los bienes raíces comerciales han ido aumentando a un ritmo anual del 10% durante los últimos cinco años.