Las elecciones de la crisis en Estados Unidos

CAMBRIDGE –  El 4 de noviembre, los estadounidenses elegirán a su 44° presidente en medio del peor desorden financiero que ha atravesado el país desde el principio de la Gran Depresión en 1929. Ambos candidatos son senadores con poca experiencia en labores ejecutivas, de manera que su capacidad para manejar la crisis se ha convertido en un tema central de las elecciones.

Al principio de la campaña, muchos observadores predijeron que Iraq sería la cuestión más importante en 2008. En cambio, lo es la crisis financiera. En principio esto debería favorecer a Barack Obama y los demócratas, porque las encuestas muestran que son más fuertes en temas económicos, mientras que los republicanos y John McCain se desempeñan mejor en cuestiones de seguridad. Después de la convención republicana, las encuestas daban la ventaja a McCain a principios de septiembre, pero tras la debacle financiera, Obama tomó la delantera.

Si bien ambos candidatos han aceptado con cautela el rescate de 700 mil millones de dólares del sector financiero, los contrastes entre los dos son marcados. Obama no sólo es el primer candidato afroamericano de un partido principal, sino también uno de los más jóvenes que ha habido jamás. McCain tiene experiencia como aviador naval y más de dos décadas en el senado. Si resulta electo, sería el presidente entrante más viejo.

To continue reading, please log in or enter your email address.

To continue reading, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you are agreeing to our Terms and Conditions.

Log in

http://prosyn.org/FsBTwZi/es;

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.