Chip Somodevilla/Getty Images

Una Reserva Federal ahistórica

BERKELEY – Los cambios económicos sucedidos en el transcurso de los últimos 20 años han enseñado – o deberían haber enseñado – cuatro lecciones a la Reserva Federal de Estados Unidos. Sin embargo, la postura actual sobre políticas que toma la Fed plantea la interrogativa sobre si esta institución ha internalizado por lo menos alguna de las mencionadas lecciones.

La primera lección es que, por lo menos mientras se mantenga la configuración actual de la tasa de interés, el objetivo de inflación adecuado para la Reserva Federal debería ser del 4% anual, en lugar del 2%. Un objetivo más elevado es esencial para tener suficiente espacio para hacer recortes de cinco puntos porcentuales o más en las tasas de interés nominales y seguras a corto plazo, recortes que son los que suelen utilizarse para amortiguar los efectos cuando una recesión golpea a la economía.

La Reserva Federal protesta porque cambiar su objetivo de inflación, incluso una sola vez, erosionaría la credibilidad de su compromiso de garantizar la estabilidad de precios. Pero, la Fed puede pagar ahora o puede pagar más tarde. Al fin de cuentas, ¿de qué sirve la credibilidad hoy cuando significa adherirse tenazmente a una política que lo priva a uno de la capacidad de hacer su trabajo correctamente mañana?

To continue reading, please log in or enter your email address.

To continue reading, please log in or register now. After entering your email, you'll have access to two free articles every month. For unlimited access to Project Syndicate, subscribe now.

required

By proceeding, you are agreeing to our Terms and Conditions.

Log in

http://prosyn.org/WwKX7Vr/es;

Handpicked to read next

Cookies and Privacy

We use cookies to improve your experience on our website. To find out more, read our updated cookie policy and privacy policy.