0

La farsa democrática de Birmania

PRAGA --El 7 de noviembre, cuando se celebren en Birmania las primeras elecciones en casi dos decenios, se escenificará un guión bien ensayado. Los generales que gobiernan el país tergiversarán lo que debe ser un proceso democrático, mediante el cual el pueblo tiene la posibilidad de expresar su voluntad, y lo convertirán en una burla de la libre expresión en la que el pueblo vota con miedo y sin esperanza.

La comunidad internacional debe juzgar a los generales de Birmania por sus acciones, no sus palabras y promesas. Lo sucedido en Birmania expresa la verdad más claramente que todas las proclamaciones de los generales sobre una votación libre y una transición democrática.